La Obesidad, Parte 2

Consecuencias traumatologicas de la obesidad en los niños

En los niños las células grasas se multiplican, haciendo que la obesidad sea más difícil de combatir, Esta, a su vez, representa una sobrecarga en la estructura ósea, lo que sumado al periodo de crecimiento, trae aparejada una serie de alteraciones, como la desviación en el eje de las rodillas o Genu Valgo (rodillas en X), el pie plano y la epifisiolisis, enfermedad que genera dolor en la cadera producto del desplazamiento de la cabeza del fémur y que se resuelve con cirugía. Asimismo, otro mal asociado a estos dos factores es la espondilolisis, que es una microrruptura progresiva de los pedículos de una vértebra, que son las estructuras óseas que evitan su desplazamiento hacia adelante o atrás, pudiendo llegar a una listesis, que es un desplazamiento más dramático de la vértebra y que debe tratarse en forma ortopédica (corset), e incluso, a través d una cirugía en la que hay que fijar la columna con barras metálicas y tornillos.

Es sabido que la obesidad es un reflejo de muchas conductas alteradas, por ello es fundamental detectar a tiempo anomalías en el comportamiento de los niños, ya que hoy es muy frecuente que estas distorsiones en los hábitos alimentarios respondan a estados de ansiedad y frustración, que el niño esta compensando con alimentos. Además, es necesario tener presente que el ejercicio y el deporte son fundamentales para frenar la multiplicación de células grasas y propiciar el aumento de tejido muscular. Finalmente, existen especialistas que pueden ayudar y apoyar a los padres, como, nutriologos, sicólogos y endocrinologos, que hacen un excelente trabajo en la prevención de la obesidad, para así no llegar a evidenciar en nuestros niños las anomalías que mencionamos antes, pues son consecuencias indeseables.

Dr. Enrique Testart Tobar
Traumatólogo Hospital Clínico de la Universidad de Chile

* La Obesidad
* Consecuencias Fisicas
* Peso Sociologico

Consejos Cruz Verde
* Un niño obeso es potencialmente un adulto obeso. Pero esta es una realidad evitable si se toman las correctas precauciones y a su debido tiempo.

En este sentido, el endocrinologo infantil y genetista del Hospital Clínico de la Universidad de Chile, Ronald Youlton, aconseja que al detectar los primeros síntomas de sobrepeso en el menor se debe recurrir a u medico.

Aclara que es normal que los lactantes alimentados con leche materna luzcan mas rellenitos, lo que es un sobrepeso sano. Sin embargo, una vez que el niño ha incorporado otros alimentos y ha cumplido un año de edad, el peso extra es objeto de preocupación. En este caso, Youlton explica que es conveniente que el niño se someta a una dieta dirigida por un especialista, de acuerdo con la cual nunca debe bajar mas de medio kilo por semana.

"Una restricción calórica, sumada a un aumento de la actividad física, es un tratamiento adecuado para la obesidad infantil", acota. Asimismo, señala que una dieta apropiada no altera el normal crecimiento de los niños, ya que nunca deben excluirse de la alimentación productos como la leche o las proteínas animales, pero si se recomienda incrementar el consumo de frutas y las verduras.

LA OBESIDAD INFANTIL NO ES UN JUEGO
Controle la alimentación de sus hijos.
Un consejo de Farmacias Cruz Verde

Tomado de un inserto de: Farmacias Cruz Verde en el suplemento LA Tercera mujer del día 11 de abril de 2004

HOME || Biologia || E-Mail || Luis Vargas, Puente Alto, Chile, 01 de febrero de 2005